Deprecated: basename(): Passing null to parameter #1 ($path) of type string is deprecated in /home/u863644365/domains/yatastonoticias.com/public_html/wp-content/themes/hueman/functions/init-core.php on line 212
class="nb-3-3-4 nimble-no-local-data-skp__post_post_41798 nimble-no-group-site-tmpl-skp__all_post post-template-default single single-post postid-41798 single-format-standard wp-custom-logo wp-embed-responsive sek-hide-rc-badge sfsi_actvite_theme_flat_squared non-logged-in col-2cl boxed topbar-enabled mobile-sidebar-hide-s1 header-desktop-sticky header-mobile-sticky hu-fa-not-loaded hueman-3-7-25 unknown">

Deprecated: basename(): Passing null to parameter #1 ($path) of type string is deprecated in /home/u863644365/domains/yatastonoticias.com/public_html/wp-content/themes/hueman/functions/init-core.php on line 193

Gendarme raptado y asesinado por problema de apuestas en cuadreras

La víctima venía sufriendo amenazas de muerte. Lo sorprendieron dentro del stud, en el que cuidaba de sus caballos. Su compañero logró escapar y dar aviso del hecho en un puesto de la Gendarmería sobre Ruta 14. Hay un detenido, que sería el presunto autor del crimen.

Un sargento de Gendarmería Nacional fue asesinado el fin de semana a puñaladas, por sujetos que lo mantuvieron inicialmente como rehén, lo maniataron, torturaron y luego lo hirieron cuando sus camaradas llegaron para rescatarlo. La Policía logró capturar al presunto autor de los cuchillazos mortales, pero buscan al resto de la banda. Todo apunta a que la agresión se trató de un conflicto por apuestas en carreras cuadreras en aquella zona de la provincia. Algunos cercanos al caso, aseguran que el gendarme venía sufriendo amenazas.

Se trata del sargento Jorge Orlando Burquet, de 45 años, quien sufrió una profunda herida en su costal izquierdo que dañó órganos vitales y pese a ser trasladado de urgencia hacia el hospital de Santo Tomé, murió poco antes de ingresar al mismo, indicaron fuentes oficiales.

Según la información oficial, cerca de las 20:10 del sábado último, un hombre de apellido Rodríguez se acercó hasta el puesto de control que la Gendarmería Nacional posee sobre la Ruta Nacional N°14, frente a la localidad de Alvear y allí relató que había visto cómo un grupo de encapuchados y armados introducían por la fuerza a Burquet a una finca. El testigo fue muy específico, los sospechosos entraron a una chacra ubicada por calle Venezuela, cerca de la cancha de carrera hípica.

De inmediato se armó una patrulla para verificar la información, pero cuando llegaron al lugar marcado observaron que de la parte trasera de la casa salía Burquet, completamente ensangrentado, con dificultades para caminar, pidiendo auxilio, con vendas en los ojos y sus manos atadas. El sargento secuestrado presentaba a simple vista sus ropas completamente manchadas de sangre y una profunda y extensa herida cortante en su costado izquierdo, a la altura del abdomen. Lo habían apuñalado, además de balearlo en un brazo y una mano.

Detrás de la víctima, salieron varias personas huyendo del lugar, con dirección a un campo adjunto a la propiedad, sin que el resto de los uniformados que llegaron al lugar lograran capturar a alguno de ellos.

Burquet fue inicialmente trasladado al hospital Miguel Sussini, dentro de la localidad de Alvear, pero debido a la complejidad de sus lesiones, fue llevado de urgencia hacia el hospital San Juan Bautista de Santo Tomé, en el que falleció poco antes de ingresar.

Logró identificarlos
Para la investigación, es sumamente valiosa la información que pudo aportar el gendarme antes de morir. Sus heridas fueron gravísimas, pero a pesar de ello, el sargento Burquet logró identificar a quienes serían sus presuntos atacantes. Mientras era conducido hacia los distintos nosocomios, la víctima le contó a sus camaradas cómo lo había sorprendido una banda de sujetos, lo encerraron en la casa donde él mismo tiene sus caballos de carrera y allí lo amordazaron, ataron y comenzaron a torturarlo. Burquet dio nombres y motivos que ahora está investigando la Justicia.

El domingo mismo y luego de varios allanamientos, la Policía logró la captura de un sujeto, oriundo de la localidad de Alvear, quien sería el autor de las puñaladas mortales. Asimismo, se secuestraron dos vehículo en los que se cree pudieron haber huido los asesinos, celulares y un arma de fuego que será sometida a pericia, para saber si con ella también le efectuaron los disparos que le provocaron las heridas en un brazo y una de sus manos. La Policía buscaría a otros dos sujetos que formarían parte de la banda de atacantes.

La hipótesis
Para los investigadores, estaría prácticamente descartado que el móvil del asesinato del gendarme tenga que ver con pertenecer a la fuerza federal. Más bien todo apunta a que el rapto, torturas y el asesinato se debieron al «pasatiempo» que tenía el sargento Burquet con las carreras de caballo. Otro dato que manejan los pesquisas es de una supuesta deuda que el funcionario mantendría con quienes lo atacaron; todo motivo de investigación.

En este contexto, la Policía habría obtenido datos de fuertes amenazas de las que venía siendo blanco el gendarme. Las últimas de ellas directamente mencionaban la posibilidad de matarlo y tendrían directa relación con la actividad de las carreras cuadreras, de las que Burquet era afín, incluso a las fuertes apuestas en ellas. Trascendió, además, que hasta incluso habrían asesinado a su caballo. Esto habría provocado que Burquet cayera en un estado depresivo, por el cual los médicos ordenaron una licencia médica desde el 24 de febrero último.

Los restos del sargento fueron trasladados ayer a la provincia de Formosa, donde su familia lo sepultó.