Presupuesto 2019: la Nación incluyó avales de deudas para las provincias

La autorización presupuestaria no implica su otorgamiento, ya que además deben cumplirse otros requisitos. En la región fueron beneficiadas Chaco y Misiones, pero no Corrientes, que en estos años no ha recurrido a la colocación de deuda en el mercado.

El Gobierno nacional incluyó en la sanción del Presupuesto 2019 avales de endeudamiento para las provincias por un total de casi USD 5.000 millones, en un guiño a los gobernadores para lograr su aprobación y el apoyo de la Cámara alta tras la sanción en Diputados. En la región, Chaco y Misiones fueron beneficiadas, pero no Corrientes que en estos años no ha colocado deuda en el mercado.
Los distritos más favorecidos en la ley de leyes del año que viene son Córdoba y Jujuy, que contarán con garantías para hacer colocaciones por casi USD 1.000 millones cada una, aunque el otorgamiento no implica necesariamente que el Ejecutivo vaya a autorizar las emisiones, el paso previo que necesitan los gobernadores para salir a buscar fondos a los mercados.

La autorización presupuestaria no implica su otorgamiento, ya que además deben cumplirse otros requisitos: el Gobierno nacional se debe proteger de los riesgos por incumplimiento del deudor principal, contingencia que lo obligará a asumir el pasivo.

En ese sentido, en la ley de responsabilidad fiscal que acordó el Ejecutivo con las provincias se establece que los servicios de deuda no pueden superar el 15% de los recursos, caso contrario no se les otorgarán los avales.

En el caso de Córdoba, los avales son para operaciones con tres años de plazo, ya sea mediante préstamos como deuda bancaria, financiera o comercial. La Rosada le garantizó USD 60 millones para cloacas, USD 327 millones para acueductos troncales y USD 600 millones para la construcción de hospitales, rutas y escuelas.

En tanto, Jujuy fue beneficiada con avales para préstamos a tres años por casi USD 800 millones en proyectos energéticos, USD 169 millones para infraestructura ferroviaria y USD 28 millones para el programa “Jujuy seguro e interconectado”.

La tercera provincia más ayudada fue Neuquén, a la que le dieron garantías por USD 620 millones, de los que USD 500 millones serán para la represa hidroeléctrica Chihuido, cuyos constructores aún deben ir en búsqueda de financiamiento. En el ministerio del Interior habían reconocido que el año próximo se destinarán sólo $500 millones del Presupuesto para evitar que el proyecto se cayera definitivamente, después de las idas y vueltas con los alemanes de Voith Hydro. Por otra parte, figuran USD 40 millones para desarrollar “sistemas de conectividad y video seguridad en diferentes localidades de la Provincia”, USD 35 millones para “Obras de electrificación Cierre del Anillo Norte” y USD 45 millones para el “Proyecto de Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbanos”.

A su vez, los avales de Chaco suman USD 542 millones, de los que USD 288 millones corresponden a la pavimentación de las rutas provinciales 13, 9, 6, y acceso a puertos públicos. También aparecen USD 50 millones para el programa “Chaco seguro e interconectado”, USD 6 millones para infraestructura escolar y USD 35 millones para pavimento urbano, iluminación y obras complementarias.

En cuanto a Santa Fe, tendrá avales para endeudarse por USD 400 millones para desarrollo de infraestructura energética, productiva y social, y USD 130 millones para el acueducto Desvío Arijón.
Entre Ríos consiguió garantías por USD 498 millones para destinarlo a diversos proyectos energéticos, de seguridad, rutas y puentes, e infraestructura aeroportuaria e hídrica.
Por otro lado, la gobernadora bonaerense María Eugenia Vidal tendrá un aval por USD 150 millones para el “apoyo a la gestión integral de la cuenca del río Salado” y 39 millones de euros para el “Proyecto de implementación del Plan de manejo integral de la cuenca del río Luján II”. Junto con el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, tendrán a cargo a partir del año que viene de la jurisdicción de Edenor y Edesur, en el marco del traspaso de las dos distribuidoras desde la órbita nacional.
Los avales para el alcalde suman USD 104 millones para “modernizar” la línea D. Por último, figuran USD 50 millones para San Juan y la construcción del acueducto Gran Tulum.

Al margen de las provincias, también hay garantías por USD 75 millones para el Invap, USD 372 millones para Aerolíneas Argentinas, USD 15 millones para la Administración general de puertos, y USD 35 millones para el Banco Nación, que se destinará a la tercera etapa del programa Renovar.