IFE: luego de la revisión, se sumarían más de 1 millón de beneficiarios

Desde el Gobierno nacional se estima que, cuando finalice la revisión de casos rechazados, el total de beneficiarios del Ingreso Familiar de Emergencia (IFE) llegará a 8.963.000. De esta forma, se incorporarán alrededor de 1,1 millón de personas a las 7.854.316 informadas al cerrar la inscripción al bono de $10.000 otorgado por la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses).

El dato se calcula a partir del informe sobre la modificación presupuestaria del Gobierno, realizado por la Oficina de Presupuesto del Congreso Nacional (OPC). Según la publicación, la Secretaría de Hacienda destinó $89.630 millones para la partida presupuestaria correspondiente al bono. De esta forma, los $89.630 millones corresponden a 8.963.000 beneficiarios, calculando cada bono de $10.000.

El incremento del número de beneficiarios se desprende del proceso de revisión de las solicitudes rechazadas que se encuentra haciendo la Anses. En total hubo 4.207.891 rechazos por tener ingresos provenientes de empleos en relación de dependencia, ser Monotributista C o superior o autónomo, contar con ingresos por beneficios previsionales, falta de actualización de datos personales, tener planes sociales, ingresos, gastos o bienes registrados en AFIP incompatibles con la percepción del bono.

Revisión Automática

Algunos de esos rechazos están siendo revisados automáticamente por la Anses, sin necesidad de que el solicitante tenga que hacer el reclamo. Se trata de aquellas personas que perdieron el empleo durante febrero y marzo porque al momento de la solicitud, la declaración jurada del empleador del cese del contrato de trabajo no había ingresado en la base de datos del organismo. Ya con los datos laborales de esos meses, Anses corrige el rechazo en forma automática.

De la misma forma ocurre con los que perciben un programa alimentario nacional, provincial o municipal – unas 140.000- porque, al inicio, estaban excluidos del Ingreso Familiar de Emergencia (IFE) y luego se eliminó esa incompatibilidad. También en este caso, la revisión es automática.

Además, a todo esto se suman las revisiones que está haciendo Anses por los reclamos de los que les denegaron el beneficio por falta de actualización de los domicilios, estado civil o fecha de nacimiento que no figuran en la ADP (Administración de Personas) de la Anses.

Finalmente, de los 8.963.000 beneficios presupuestados se desprende que el 60% de los 15 millones de hogares o familias están “en situación de vulnerabilidad económica”, contados uno por uno, por número de DNI y otros datos personales y familiares. Son asalariados y cuentapropistas informales, monotributistas de bajos recursos y trabajadores de casas particulares (personal doméstico), de acuerdo al alcance fijado por el DNU y la reglamentación del Ingreso Familiar de Emergencia (IFE).