Cinco familias ya perdieron todo y más de 30, están en riesgo de ser desalojadas brutalmente

La concejal Ludmila Baldi detalla lo ocurrido en el Barrio Matadero. En horas de la mañana del jueves cinco casillas fueron destruidas con una topadora. Las familias quedaron en la calle, perdieron todo lo que tenían dentro y no recibieron ninguna solución habitacional. Otras 30 correrán la misma suerte en los próximos días.

“La realidad de estas familias es desesperante, no tienen nada y lo poco que tenían se perdió. Ellos manifiestan que el Intendente Osella los autorizó a instalarse y ahora nadie les da respuestas. Hay madres muy jóvenes, personas discapacitadas, embarazadas, ancianos y niños”, explica Baldi a Infogoya.

“Fueron con las máquinas y la policía, las familias estaban totalmente indefensas y asustadas. Hay incluso, entre los perjudicados, empleados municipales”, agrega.

La zona en disputa, pertenece al Barrio Matadero y es lindante al Parque Industrial.

“A algunas familias les dijeron que iban a hacer una calle y a otros que el municipio iba a utilizar el espacio. A todos les manifestaron que hasta el martes tienen tiempo de salir, ese día van a tirar todo lo que quede en pie, según me explicaron los vecinos”, finaliza.

 

Fuente: Infogoya