Alberto Fernández: «De ningún modo hablé del relajamiento de los médicos»

Tras los duros cuestionamientos que recibió por hablar de la “relajación del sistema sanitario” frente a los casos de COVID-19 el miércoles, Alberto Fernández buscó aclarar su postura. “De ningún modo hablé del relajamiento de los médicos”, aseguró en declaraciones radiales.

Durante los anuncios que realizó desde la Quinta de Olivos sobre las nuevas restricciones, había apuntado contra el sector sanitario.

“Con personal de salud solo gratitud tengo, habría que hacerles un monumento al esfuerzo de esa gente”, se atajó el mandatario en diálogo con Radio 10. “Hablé del relajamiento de las clínicas, que creyeron que era un buen momento para avanzar en atenciones quirúrgicas que en otro momento suspendieron”, dijo.

“Estaba hablando del Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) y puntualmente de la Ciudad, donde el 80% de las personas tiene atención privada de la salud, que reciben porque son socios de empresas de medicina prepaga o porque esas prepagas le prestan servicios a obras sociales”, explicó.

“Lo que yo planteé, y no es culpa de nadie, quiero aclarar, es que en un momento en el que los contagios bajaron, muchas operaciones que habían sido reprogramadas, se hicieron en ese momento. Y muchas camas fueron utilizadas”, dijo Fernández. “Porque la pandemia había cedido. Eso es lo que llamo relajamiento de las clínicas; que pensaron que era buen momento para llevar adelante cirugías que estaban programadas”, insistió.

En ese sentido, se explayó: “hay de todo tipo, de urgencias, otras que devienen de accidentes de tránsito, que cedieron mucho el año pasado porque la circulación fue baja, pero ahora las camas se ocupan”.

El mandatario recibió duras críticas de parte de médicos, enfermeros y personal del área sanitaria a raíz de sus dichos. “En ningún momento hablé de relajamiento de los médicos. Hablé de uno que todos tuvimos. Se expresó en las clínicas de este modo”, remarcó el Presidente. “Pero con el personal de la salud solo gratitud tengo. A los médicos de las terapias intensivas un día tendríamos que hacerles un monumento por el esfuerzo”, agregó.